jueves, 31 de marzo de 2016

Dos libros para el Arcipreste de Hita

Carlos Penelas rindió homenaje en Hita al famoso Arcipreste Juan Ruiz (1284-1351), autor del Libro de buen amor, considerada una de las obras más importantes de la literatura medieval española.


A media ladera del solar que ocupó la Iglesia Arciprestal de Santa María, Penelas enterró su libro La luna en el candil de la memoria. Al pie del Castillo de Hita, sobre la muralla oeste, su poemario Canticos paternales.


En la Casa del Arcipreste, dedicada al Libro de Buen Amor, le hicieron entrega del Salvoconducto del Camino del Cid "para andar y viajar a salvo por las tierras a reynos que yo, Rodrigo, caminare e viere e conosciere".


Penelas recordó, una vez más, a su maestro profesor Germán Orduna, titular de la cátedra de Literatura Medieval Española en la Escuela Normal Superior del Profesorado Mariano Acosta.

Fotos: Rocío Danussi / Ariel Danussi

miércoles, 30 de marzo de 2016

Una visita a Goya en Chinchón

Carlos Penelas y Rocío Danussi caminaron las calles de Chinchón, el pueblo que solía frecuentar Francisco Goya, parando en casa de su hermano Camilo, capellán de los condes locales.



Los lazos que han unido a Goya y a Chinchón han sido muy importantes. Su hermano Camilo vivía en el pueblo, muy cerca de la plaza mayor, en una calle paralela entre este foro abierto y la iglesia.


La casa, actualmente en venta, es un ejemplo de arquitectura popular de finales del siglo XVIII: planta longitudinal con patio trasero, dividida en dos pisos con techo de tejas árabes a dos aguas.


Otro rastro del pintor se encuentra en la iglesia, que en el centro del retablo principal posee un magnífico cuadro de la Asunción de la Virgen pintado hacia 1812 por Goya, a través del encargo de su hermano.



De origen medieval, pero donde pueden apreciarse las huellas celtíberas, románicas y musulmanas, Chinchón se encuentra ubicado a pocos kilómetros de Madrid, y fue declarado Conjunto Histórico Artístico a mediados de la década del '70.


El actor José Sacristán es oriundo de Chinchón.

Parque Quinta de los Molinos

Carlos Penelas recorrió el histórico Parque de la Quinta de los Molinos, delimitado por la Calle de Alcalá, en Madrid.

El parque consta de 25 hectáreas, en las que se pueden encontrar una gran cantidad de especies, destacándose los almendros, que florecen en febrero. Además, se cuentan olivos, pinos y eucaliptos, entre otros.

 

Entre los caminos hay un palacete, zonas con jardines floridos, césped, un estanque, un molino y el edificio conocido como "Casa del Reloj".




Foros: Rocío Danussi.

En el Café Gijón

Carlos Penelas estuvo en el Café Gijón de Madrid, en el Paseo de Recoletos, frente a la Biblioteca Nacional de España.

 
Fundado en 1888, el café se convirtió, tras la guerra civil española, en un famoso lugar de tertulia literaria y reunión de intelectuales y artistas de la época del régimen de Franco, y la transición española.

  

Allí se encontraban asiduamente gran parte de la Generación del 27 y del Garcilasismo. Entre sus visitantes ilustres figuran: Ramón María del Valle-Inclán, Antonio Buero Vallejo, Antonio Gala, Camilo José Cela, Federico García Lorca, Enrique Jardiel Poncela, Fernando Fernán Gómez, Gerardo Diego, Gloria Fuertes, Santiago Ramón y Cajal, Benito Pérez Galdós, Manuel Alexandre y Luis García Berlanga, entre otros.

martes, 29 de marzo de 2016

Rascafría en primavera

En su recorrido por los alrededores de Madrid, Carlos Penelas visitó junto a Rocío Danussi el municipio de Rascafría, en el valle del Lozoya, que por su ubicación a 1.200 metros sobre el nivel del mar, tiene un marcado clima de montaña.


Ubicado en la sierra de Guadarrama, su nombre deriva de "rocas frías", en referencia a las nieves de Peñalara, visibles desde el pueblo. En el paisaje se observan, además, espesos bosques de robles y pinares que alternan con prados y una rica vegetación producto de sus precipitaciones, mayores que en el resto de la Comunidad de Madrid.

sábado, 26 de marzo de 2016

Carlos Penelas visitó el Cementerio Civil de Madrid‏

A la hospitalidad que le ofrercen en Navalafuente, Ariel Danussi y Patricia Marino Penas, se debe agregar la información del Cementerio Civil - prácticamente desconocido por muchos españoles - gracias a un texto de Ian Gibson que estos le hicieron conocer.


"Están todos los heterodoxos, rojos, ateos, judíos, la gente de la II República y de la Institución Libre de Enseñanza. Y al otro lado, la Almudena, inmenso cementerio de los otros. Son las dos Españas. Voy muchísimo al cementerio civil, es una magnífica clase de Ia Historia", este es parte del texto de Ian Gibson.


El cementerio civil fue inaugurado en 1884. Desde su creación, albergó tumbas, panteones y mausoleos dedicados a difuntos no católicos: librepensadores, ateos, protestantes, masones e incluso judíos -antes de tener el suyo propio separado-. Ser enterrado en el cementerio civil era toda una declaración final de intenciones que los sectores conservadores o religiosos consideraban un reto. El primer día de servicio del cementerio se enterró a una joven de apenas 20 años, Maravilla Leal González, que se había suicidado. El cementerio civil pasó a ser un espacio histórico en 1978, cuando la Constitución española  eliminó la exclusividad de las inhumaciones para católicos en cementerios de titularidad pública. A partir de entonces, cualquier persona podía ser enterrada en los cementerios municipales con independencia de su confesión religiosa.


Caminar entre sus tumbas es pasear por la historia española contemporánea porque, en él, descansan los restos de varios presidentes de gobierno como Estanislao Figueras, Francisco Pi y Margall y Nicolás Salmerón; líderes políticos y sindicalistas como Pablo Iglesias, Julián Besteiro, Enrique Líster, Francisco Largo Caballero y Dolores Ibárruri “La Pasionaria” e intelectuales y artistas como Pío Baroja, Arturo Soria, Blas de Otero, Francisco Giner de los Ríos o Manuel Bartolomé Cossío.

 

Don Urbano, cuidador del cementerio, y guía ocasional en éste viaje histórico y sentimental, le hizo ver al poeta la lápida que aún espera la llegada de Antonio Machado.


Penelas hizo el recorrido acompañado por Rocío y sus generosos parientes. Rindió un especial homenaje con un clavel rojo en la tumba de Pío Baroja. Finalmente recorrieron el cementerio judío.


Fotos: Rocío Danussi.

viernes, 25 de marzo de 2016

Donación a la Biblioteca Nacional de España

Carlos Penelas visitó la la Biblioteca Nacional de España, donde donó un ejemplar de su último libro, La luna en el candil de la memoria, editado por Centro Betanzos Ediciones de Buenos Aires, y que viene presentando desde comienzos de marzo en la península ibérica.


En la Biblioteca, el escritor aprovechó para visitar la exposición Miguel de Cervantes: de la vida al mito (1616-2016, organizada conjuntamente por la BNE y Acción Cultural Española, y que ya recibió más de quince mil personas desde su inauguración, el 4 de marzo, lo que obligó a ampliar el horario y abrir también los lunes.

En la muestra pueden verse documentos, libros, esculturas, fotografías, óleos y otros objetos de diferente naturaleza, dos centenares de piezas relacionadas con la vida del escritor, contando con el fondo cervantino de la BNE, además de préstamos, entre otros, del Archivo General de Simancas, del Histórico Nacional, del  General de Indias, del Museo Nacional del Prado o de algunos prestadores privados.

Carlos Penelas aprovechó para efectuar la donación de La luna en el candil de la memoria (Centro Betanzos Ediciones, 2016), libro que viene presentando en ciudades de Galicia, Asturias y Cantabria. Actualmente, más de quince libros de Penelas forman parte del catálogo de la BNE, en Madrid.

miércoles, 23 de marzo de 2016

Carlos Penelas en Madrid

Esta mañana, el escritor visitó junto a Rocío Danussi la nueva Biblioteca y Casa de la Cultura de Navalafuente, Madrid. El edificio alberga en la actualidad el Centro de Acceso Público a Internet, oficina de turismo y el Centro de Lectura municipal.

 

Por la tarde visitaron, en la Fundación Mapfre, la recientemente inaugurada exposición de Julia Margaret Cameron, uno de los nombres más importantes e innovadores de la fotografía del siglo XIX. La exposición, organizada en colaboración con el Victoria and Albert Museum de Londres, está formada por más de 100 fotografías que nos permitirán adentrarnos en la innovadora mirada de esta artista poco convencional.

 

Julia Margaret Cameron comenzó su carrera fotográfica a los 48 años cuando su hija le regaló su primera cámara fotográfica. A partir de ese momento se dedicó a hacer fotos con una energía y dedicación inagotables. Realizó principalmente retratos fotográficos de corte artístico para los que hizo posar como modelos a sus familiares, sirvientes y amigos, entre los que se encontraban los más importantes poetas, escritores y artistas británicos de su tiempo. 

lunes, 21 de marzo de 2016

El escritor Carlos Penelas estuvo en UNED Cantabria

La luna en el candil de la memoria es el título de la última obra del escritor Carlos Penelas, que fue presentada en el Centro UNED de Cantabria el viernes 18 de marzo en un acto en el que estuvo acompañado por el director del centro universitario, Adolfo Cosme Fernández. Carlos Penelas, ha publicado más de treinta libros de poesía y veinte de prosa, en una extensa carrera que ya lleva más de cuarenta años desde la aparición de su primer poemario.

Fuente: página web UNED Cantabria.

domingo, 20 de marzo de 2016

Visita a Eureka

Despidiéndose de Santander, Carlos Penelas visitó Eureka, Centro Cultural Europeo.


El poeta, junto a Rocío Danussi, visitaron la sede de Eureka Santander, Centro Cultural Europeo, en la calle San Simón 8 de la ciudad cantábrica.


En un ambiente festivo y pleno de libertad, pudo encontrarse con Rico y otros jóvenes responsables de este espacio que desarrolla actividades culturales y formativas abiertas a personas de todas las edades.


Se trata de un sitio de encuentro y creatividad, gestionado de manera colaborativa, abierto a la diversidad cultural y artística. Más información en http://eurekasantander.org/

viernes, 18 de marzo de 2016

Presentación en la UNED Cantabria

Carlos Penelas brindó este viernes una conferencia en la UNED Cantabria, en Santander. Allí presentó su último libro, La luna en el candil de la memoria, y disertó sobre literatura.


El escritor fue recibido por Adolfo Fernández, Director de la UNED (Universdad Nacional de Educación a Distancia) Cantabria, la mayor universidad de España, con más de 250.000 estudiantes que cursan sus titulaciones oficiales (27 grados, 65 másteres universitarios, 18 programas de doctorado).


Allí, Penelas habló de la creación poética, de su formación intelectual y de sus raíces, además de recordar a autores argentinos y latinoamericanos. Jorge Luis Borges y Gerardo Diego merecieron un capitulo aparte en su disertación ante estudiantes y público en general.


También y evocó al Centro Betanzos de Buenos Aires, el centro comarcal gallego más antiguo del mundo, editor del libro que se encuentra presentando en su gira por España.

Carlos Penelas rindió homeneje a sus mayores

Carlos Penelas y Rocío Danussi visitaron la casa natal de Marcelino Menéndez Pelayo y su extraordinaria biblioteca, donde fueron gentilmente recibidos por el director de la Casa.


Luego visitaron la Fundación Gerardo Diego, donde Penelas donó algunos de sus libros.


Marcelino Menéndez Pelayo (Santander, 3/11/1856 – 19/5/1912) fue consagrado fundamentalmente y con extraordinaria erudición reconstructiva a la historia de las ideas, la interpretación crítica y la historiografía de la Estética, la literatura española e hispanoamericana y a la filología hispánica en general, aunque también fue político, cultivó la poesía, la traducción y la filosofía.

Recorrió las principales bibliotecas europeas y en 1878, con sólo veintidós años, obtuvo la cátedra de literatura de la Universidad de Madrid. Desempeñó numerosos cargos docentes y académicos antes de ser nombrado, en 1898, director de la Biblioteca Nacional. Fue miembro de la Real Academia Española y dirigió la Academia de la Historia. Fue nominado al Premio Nobel de Literatura.


Gerardo Diego Cendoya (Santander, 3/10/1896-Madrid, 8/7/1987), es un poeta miembro de la Generación del 27. En 1920 obtiene la plaza de Catedrático de Lengua y Literatura. Su primer libro de poesías, El romancero de la novia, ve la luz ese mismo año. Fundó las revistas Carmen y Lola y junto al resto de los integrantes de la Generación del 27 se da a conocer tras la publicación en 1932 de su antología Poesía española: 1915-1931.


Otras de sus obras destacadas son Ángeles de Compostela, Alondra de verdad y Romances. En 1962 obtiene el Calderón de la Barca por su retablo escénico El cerezo y la palmera, su incursión en el teatro.


El gran reconocimiento del autor llega en 1979 con la concesión del Premio Miguel de Cervantes, que comparte con Jorge Luis Borges.

Taller literario