jueves, 11 de abril de 2013

Biblioteca Nacional de Maestros

Fue fundamental en la formación ética e intelectual del poeta Carlos Penelas. En ella consultó textos durante la escuela primaria, orientó con intensidad creciente su pasión literaria al cursar el colegio secundario y elevó su sensibilidad al realizar sus estudios en el Profesorado en Letras Mariano Acosta. Fue, y sigue siendo, su lugar de lectura, de investigación, de estímulo. Desde sus ventanales los jacarandaes de la plaza Rodríguez Peña.


Penelas siempre ha sido un ferviente admirador de sus salas. Allí la presencia de Leopoldo Lugones, de Luis Franco, de Samuel Glusberg. Es importante recordar que estos últimos fueron convocados en 1921 por Lugones.

El autor de Lunario sentimental asume en 1915 como director de la Biblioteca Nacional de Maestros – creada por Domingo Faustino Sarmiento –. Ese cargo lo desempeña hasta su suicidio en un recreo del Delta, Tigre, en 1938.


Carlos Penelas presentó El mensajero celeste en 1993 en el Salón Blanco del Palacio Sarmiento, refiriéndose a su obra en ese acto los poetas Luis Alberto Quesada y Héctor Ciocchini junto al Académico en Letras Dr. Ángel Mazzei.

Fue invitado a visitar la Sala del Tesoro durante la dirección de la profesora Reneé Soto del Castillo. Años más tarde repitió la visita bajo la dirección de la poeta e investigadora Graciela Maturo.

Gracias a la gestión de la Lic. Graciela Perrone, actual directora, el miércoles 10 de abril de 2013 pudo obtener estas fotografías en el despacho de nuestro poeta.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Taller literario